Ubisoft muestra más detalles de Watch Dogs en un nuevo vídeo

Ubisoft muestra más detalles de Watch Dogs en un nuevo vídeo

 

Ubisoft sigue generando intriga en torno a su inminente entrega de Watch Dogs, un videojuego que ha creado ya la suficiente expectativa como para que pueda convertirse en uno de los fenómenos de 2013.

La compañía acaba de hacer público un nuevo vídeo de jugabilidad del producto que están terminando de desarrollar. En el mismo se observa cómo el protagonista, Aiden Pearce, es capaz de hackear la ciudad de Chicago, accediendo a información confidencial de cuentas bancarias, flujo de transporte o seguridad policial.

Watch Dogs se desarrolla en el Chicago de 2013, donde Pearce ha sido capaz de hackear el CtOS (Central Operating System), un sistema informático que controla todos los dispositivos tecnológicos de la ciudad, proporcionando información incluso sobre las personas con las que el personaje se va cruzando en el juego, permitiendo conocer su nombre, su historial médico, sanitario, policial o empresarial.

La misión principal en Watch Dogs el juego consiste en hackear los dispositivos electrónicos con los que el jugador se va topando en la ciudad, hasta obtener información de toda la ciudad. El transporte, el teléfono, la seguridad policial, los cajeros automáticos pero, fundamentalmente, la información personal de otros personajes sirve al protagonista para ir acercándose al objetivo final del juego.

El jugador irá accediendo de menos a más a esta capacidad de hackear toda la ciudad de Chicago, un poder que en el juego se utiliza como herramienta para el interés y supervivencia personal del personaje. Además, el nuevo vídeo insiste en la aparición de un personaje que parece observar a Aiden Pearce y que, presumiblemente, puede tener también su capacidad para controlar los dispositivos tecnológicos.

Un personaje obsesionado con la monitorización de datos por su experiencia del pasado, la invasión de la intimidad (con la teoría del Gran Hermano sobrevolando la cultura de la sociedad postmoderna) y una particular visión minimalista de la tecnología aplicada al mundo del videojuego son los ingredientes de un producto que está a punto de salir del horno y que, con el nuevo gameplay de Ubisoft, ya ha dejado al sector con la miel en los labios.