Un videojuego plantea desafíos a pacientes del síndrome de Tourette

Un videojuego plantea desafíos a pacientes del síndrome de Tourette

 

El desarrollador Lars Doucet ha lanzado recientemente un serious game que, bajo el título de Las aventuras de Tourette, ayuda a los enfermos del síndrome del mismo nombre a combatir los efectos de su patología.

Las aventuras de Tourette tiene una mecánica similar al popular videojuego The Legend of Zelda. El jugador es un guerrero solitario, armado con una espada, capaz de realizar hechizos, que debe atravesar una mazmorra llena de trampas y monstruos.

A veces, el juego plantea rompecabezas, como tener que matar a todos los monstruos en la habitación para abrir las puertas.

En el trasfondo, en todo momento, el juego es una guía psicológica y terapéutica para los pacientes del síndrome de Tourette.

El síndrome de Tourette es un trastorno neuropsiquiátrico caracterizado por múltiples tics físicos y por lo menos un tic vocal. Estos tics pueden ser suprimidos temporalmente, y por lo general están precedidos de un impulso premonitorio.

El encuentro con monstruos, el uso de armas y las agresiones infringidas por el enemigo aumentarán, lógicamente, el nivel de estrés del jugador. A medida que aumenta la tensión, es más probable que ocurra un tic.

Como se describe en la definición de la enfermedad, un tic suele ir precedido por una sensación premonitoria. Para establecer un paralelismo, el videojuego simula esta sensación premonitoria a través de una burbuja de pensamiento. Si el jugador, por ejemplo, está a punto de parpadear, un ojo aparece en una burbuja de pensamiento, de forma que el jugador sabrá que en pocos momentos la pantalla se volverá negro por un segundo. Sería prudente estar fuera de peligro cuando se vea el ojo de la burbuja de pensamiento.

Otros tics incluyen un espasmo parte, como un tic involuntario en una pierna o una tos, que puede despertar a los monstruos dormidos quien luego tienes que matar.

El juego ofrece la opción al jugador de eliminar un tic pulsando la barra de espacio. Sin embargo, esta opción de relajación sólo servirá para acumular más estrés, haciendo que los futuros tics sean más frecuentes y graves.

Todos estos elementos han sido inteligentemente introducidos en el juego para mantener el equilibrio de los niveles de estrés y el manejo del tic, para intentar atravesar las mazmorras sin morir.

El creador del juego, Lars Doucet, un hombre afectado durante toda su vida por el síndrome de Tourette, explica en su blog: “Quiero demostrar que la experiencia interna de la mente de un paciente de Tourette se centra en la premonición, la coacción, el pánico impotente y el tratamiento del pánico”, algo que, extrapolado en elementos lúdicos del  juego, logra transmitir como los desafíos diarios a los que se enfrenta alguien que vive con síndrome de Tourette.

“El juego en sí es una manera linda y alegre de ver los retos a los que una persona con síndrome de Tourette se enfrenta cada día. Despertar a los monstruos dormidos por la tos puede sugerir metafóricamente cómo toser puede molestar a los compañeros de trabajo, por ejemplo, (y un compañero de trabajo irritable sin duda puede tener cualidades monstruosas”), señala Doucet.

Puedes jugara a la última versión del juego en este enlace:

http://www.files.fortressofdoors.com/flash/ts_quest.html