Ponte la toga y aprende a defender a tu cliente en Argument Wars

Ponte la toga y aprende a defender a tu cliente en Argument Wars

 

La formación profesional ha encontrado un filón importante en los serious games en los últimos años. Un ejemplo interesante de ello es Argument Wars, un videojuego que introduce en el conocimiento de la Constitución de los Estados Unidos.

En Argument Wars, el jugador se adentra en la simulación de un juicio en el que adquiere el papel de un abogado, pudiendo argumentar a favor de una parte u otra en un caso concreto de la Corte Suprema.

El juego incluye casos como Brown vs Junta de Educación, donde el jugador puede elegir por representar a Brown, demandado por la Junta de Educación de Topeka (Kansas) por eliminar la segregación en las escuelas públicas, o representar al Estado, que argumentará la defensa de mantener la escuelas públicas separadas por blancos y negros.

El jugador también debe seleccionar la enmienda constitucional correcta (en este caso, la enmienda XIV) que se aplica al caso. Si el jugador elige la enmienda correcta, recibe puntos de la juez. La cantidad de puntos que un abogado se gana a través del juego determinará quién gana.

Una vez que el jugador ha elegido de qué lado de la discusión se posiciona, el juego presenta los hechos del caso. Después, la defensa de los argumentos se representa a través de una batalla de cartas. El jugador debe seleccionar el mejor argumento de entre diversas cartas y enfrentarlo a las cartas de su adversario. El juego da la opción de tres cartas.

Argument Wars cuenta con ayudas para garantizar el éxito en la elección del argumento, ya que incluye precedentes de la jurisprudencia, proclives a vencer.

Las batallas van cambiando de mecánicas de juego durante el juicio, cambiando a una sucesión de frases a ensanblar entre ellas para buscar la que tenga mayor coherencia.

Al final del juego, el juez decide quién tiene el mejor argumento y lo premia con más puntos. El ganador entonces verá entonces un cartel que muestra su victoria. El final del juego incluye también la posibilidad de difundir el conocimiento de la Constitución y conocer las decisiones jurídicas que más impacto causaron en el mundo en el que vive el estudiante.

Además, el jugador podrá pulsar enlaces para ver los argumentos orales en casos del Tribunal Supremo, ver cómo gobernó realmente la Corte Suprema y ver vídeos relativos a cada caso. El juego también ofrece a los profesores un plan de lecciones sobre cómo utilizar el juego en el aula.

Argument Wars recurre a las técnicas propias del mundo de los serious games para animar los estudiantes a tomar buenas decisiones y utilizar el pensamiento lógico para determinar la enmienda constitucional más aplicable en cada caso. Además, requieren que el estudiante desarrolle y seleccione los argumentos que apoyan cada caso.